SAN OTEGI EL PACIFICADOR

El otro día escribía aquí el menda un artículo acerca del anuncio de ETA sobre el fin de la tregua. Era partidario de que el Gobierno, los jueces o quien sea, comiencen a poner a estos sapos en su sitio. Una de las primeras reacciones ha sido meter al gran “pacificador” , al fantoche mayor de Euskadi en prisión, San Arnaldo Otegi o el gran pacificador.

Empezaba ya a ser escandaloso que a este lumbreras no lo hubiesen metido en la trena. ¿Qué hacía falta? Lo único que no ha hecho en público, y no me atrevería a jurarlo, es ponerse el pasamontañas y liarse a tiros.

Este impresentable surgió como un ciclón hace ahora diez años. La captura al completo de la Mesa Nacional de Batasuna, facilitó su ascensión hasta la dirección  del partido. Se convirtió en el abanderado abertzale, en el máximo exponente de la lucha contra el “estado opresor español”. De verbo fácil, encandiló a toda la izquierda y a la prensa, llegando a jurar que para el año 2000 Euskal-Herría celebraría su independencia, con dos cojones.

La realidad y los hechos dicen lo contrario. Una década después de su fulgurante aparición en la escena radical abertzale, lo único que ha demostrado Otegi es ser una piltrafa política, una marioneta cuyos hilos son manejados por la cúpula asesina etarra. Digámoslo claro, otro soplapolla más de la izquierda radical.

¿Cuál ha sido la contribución de San Otegi a una posible pacificación en el País Vasco? Ninguna, pues jamás ha tenido potestad para hacer ni decidir nada. Otro de los chicos surgidos de la kale Borroca que ha puesto voz a los designios de la banda terrorista, como anteriormente habían hecho Jon Idígoras y tantos otros.

Se ha dejado ver en actos de homenaje a etarras fallecidos y jamás ha condenado ninguno de los crímenes que estos asesinos han cometido en estos años, ni tan siquiera el de Miguel Ángel Blanco.

Ese ha sido el glorioso bagaje de Otegi en la política.

Hoy, por mucho que diga, tiene que sentir la vergüenza de verse tras unos barrotes y, espero que lo dejen allí un buen tiempo. Al menos, nos libraremos de escuchar sus chulerías y memeces provocadoras.

No sé cuanto tiempo estará en el talego pero nos queda la satisfacción mínima de verle por un tiempo cogido por los huevos.

Si por mi fuera, que se pudriera este cabrón.

Lord Buworld

Explore posts in the same categories: Actualidad, Lord Buworld, Política

2 comentarios en “SAN OTEGI EL PACIFICADOR”

  1. SEÑOR FEUDAL Says:

    Ya estuvo un tiempo metido en el trullo, por pertenecer a un comando, ahora mismo no recuerdo a cual, pero da lo mismo. Parece que este tipo no aprende.
    Al final todos a la cárcel, como la película.Pero bueno, ahora le hace compañia a su amiguito de juana. Me alegro dos basuras que están fuera de circulación temporalmente.

  2. Lord Buworld Says:

    Si, yo sabía que había estado un tiempo en la trena por pertenencia a un comando. Pero todos estos años ha estado haciendo apología de terrorismo de manera descarada y había salido impune. Ahora, aunque seguro que será por poco tiempo, por lo menos va a estar a la sombra. Lo de De Juana sin embargo, no lo tengo tan claro. Empezará otra huelga de las suyas y se convertirá en el cuento de la lechera. Lo de siempre.


Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: