BUNBURY: EL VIAJE A NINGUNA PARTE

bbb.jpg

 

Siguiendo con este humilde serial monográfico de la carrera en solitario de “el aragonés errante”, llegamos al año 2004, fecha de la publicación del disco “El viaje a ninguna parte”, en claro homenaje a la película de Fernando Fernán Gómez.

Este trabajo es quizás, el de más difícil escucha de todos los publicados por Bunbury. Es necesario revisarlo varias veces para empezar a entenderlo. Es un trabajo conceptual, pues todas las canciones siguen un hilo común, marcado por los distintos viajes del aragonés por las tierras del mundo.

 

Los textos son los auténticos protagonistas de esta extensa obra, dividida en dos partes. Es probablemente el disco más autobiográfico del artista y tras varias escuchas, se le puede considerar una obra maestra. Yo lo calificaría como disco en la línea de cantautor, salvando las diferencias de estilo con artistas como Aute, Sabina o Serrat.

Cada canción es bastante extensa y como dije antes, con protagonismo absoluto de las letras por encima de la música.

En este trabajo encontramos de todo, bolero, tango, rock suave, sones cubanos, todo mezclado en una coctelera de sonidos deliciosos.

El disco hay que escucharlo entero, con tranquilidad. Aconsejo escucharlo en la sobremesa, saboreando una buena taza de café y dejándote envolver por sus ritmos suaves, placenteros, maravillosos.

Es un disco al que le tengo mucho cariño, en su momento me ayudó en esas sobremesas largas en la oficina, cuando montañas de papeles amenazaban con asfixiarme.

Pude ver un concierto de aquella gira, una tarde de verano en el Palacio de Congresos de Granada. Un concierto inolvidable donde Bunbury exhibió ese poderoso don que Dios le ha dado a su voz.

Un trabajo con temas excepcionales, “El Rescate”, “los restos del naufragio”, “Que tengas suertecita”, “El anzuelo”, “Anidando liendres”, “Adiós, compañeros, adiós”, “La señorita hermafrodita” o “Canto”. Muchos temas de gran calidad que, conforme las  vas escuchando,  te enganchan más.

vvv.jpg

 

 

Ya les digo, hay que tener un poco de paciencia con el disco, poco a poco les irá gustando cada vez más. Me suele ocurrir con los discos de Sabina, al principio me cuesta hasta que caigo prendado.

En definitiva, una gran obra de Enrique Bunbury, imprescindible.

Como siempre, un placer.

José Antonio Moreno

Anuncios
Explore posts in the same categories: Acordes y Desacordes, Artículos, josé antonio moreno, Música, Serial Bunbury, Videos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: