LOS CROMOS

Un clásico de mi niñez y la de millones de niños de los 70 y 80 eran los cromos, principalmente de fútbol que eran los que causaban furor. No recuerdo bien cuando comencé a coleccionarlos pero creo recordar que fue a raíz de la película “Superman”, allá por el 76 o 77, pero no me acuerdo muy bien. De lo que si estoy seguro es  que año tras año coleccionaba el álbum de cromos de la Liga Española de Fútbol.

gkjgk

Era curioso ver a todos los niños en el colegio o en las calles con sus cromos. Nos lo cambiábamos o nos lo jugábamos, casi siempre el ganador era aquel que sacaba el cromo con el nombre más largo, aquel que contaba con más vocales y consonantes. Recuerdo como si fuera ayer como le gané un cromo de Santillana a un amigo, el tenía a un tal Popo (del C.D. Málaga) y yo a García Hernández (del Real Madrid), era el último cromo que me quedaba para completar el álbum.

Danone era una marca que solía sacar álbumes de cromos de series de televisión, especialmente de Dibujos Animados y las coleccionábamos igualmente.

hscr

Los cromos eran una autentica devoción y no sé cuanto dinero gastaría en mi niñez en ellos, pero mis padres y mi abuelo siempre me compraban, eran muy enrollados para eso. Uno de los momentos cumbres era cuando, repleto de cromos, me sentaba frente a mi álbum impoluto y armado con el pegamento “Imedio”  me disponía a ir pegando uno por uno todos los cromos o estampas que estaban en mi poder. Desde ese momento se tenía una perspectiva clara de cuales eran los que faltaban y era entonces cuando te lanzabas a la caza de esos cromos. Normalmente salías armado de tus cromos repetidos y los cambiabas (usualmente con tus mejores amigos) o te los jugabas (contra niños de otros barrios o en el colegio).

imagesCA13Z5GN

Grandes momentos de la niñez, en el que me pasaba horas y horas jugando. Lo importante era conseguir el objetivo de tener el álbum completo y a poder ser, antes que los demás niños. Una vez conseguido, la euforia pasaba muy rápido y te lanzabas a nuevos retos. Siempre era normal llevar varias colecciones al mismo tiempo, aunque las de fútbol eran las más disputadas. Normalmente las casas como Panini, solían dejar un cromo maldito, ese que no tenía nadie, para mantener el interés y las ventas altas. Y hacerse con ese cromo maldito no era una tarea nada fácil, como en los juegos de Rol. Sé que se siguen vendiendo cromos de fútbol pero creo que el seguimiento y la devoción con que jugábamos los niños de aquellos años 70 y 80 dista mucho de los gustos de los niños actuales, decantados por los juegos de Play, Nintendo, etc.

imagesCARE2NI0

Ojala hubiese guardado todos aquellos álbumes, los seguiría admirando con la misma devoción de entonces.

Cuantos recuerdos.

Lord Buworld

Anuncios
Explore posts in the same categories: Artículos, Lord Buworld, Reflexion, Vintage

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: